Policía investiga a varias personas por agresión a tiros a vocero de la Armada



SANTO DOMINGO. Varias personas están detenidas para fines de investigación por la agresión a tiros al vocero de la Armada de República Dominicana (ARD), capitán de navío Augusto Alberto Lizardo González el pasado domingo en la noche frente a su residencia.

La información la dio a conocer el director de la Policía, mayor general Ney Aldrin Bautista, quien además consideró que las investigaciones sobre el caso están avanzadas y espera que "los responsables puedan estar presos antes de que el oficial salga del hospital".

En cuanto al estado de salud del vocero de la Armada, Aldrín Bautista informó que se encuentra estable en el Hospital Central de las Fuerzas Armada.

Dicen son “especulaciones”
Aldrin Bautista consideró que en este caso han surgido muchas especulaciones y evitó ofrecer detalles de las investigaciones para no entorpecer el proceso.

"Como ocurre en la mayoría de los casos, siempre surge una serie de especulaciones. Una vez más, les digo de manera responsable que nosotros vamos a resolver este caso como los hemos hecho en otros. No daremos ninguna versión que tienda a convertirse en especulación o tienda a entorpecer la investigación sobre este hecho", dijo.

En principio la Policía Nacional había dicho que se trató de un asalto el incidente en que fue baleado Lizardo González, pero testigos del hecho dicen que varios hombres lo vigilaban en una yipeta.

Vecinos del sector El Millón, donde reside el oficial que fue herido junto a su hijo de cinco años, narraron que al vehículo se acercó un hombre a bordo de una motocicleta, la cual fue abordada en la parte trasera por otro que se desmontó de la yipeta y emprendieron la marcha hacia la residencia de la calle Privada en cuyo frente se encontraba Lizardo en compañía de uno de vástago.

En esas circunstancias, de acuerdo con el relato, el portavoz de la ARD que había llegado al lugar en ese instante y tras hacer una compra en un colmado cercano se dirigió a su vehículo, momento en el que fue sorprendido por los dos motorizados.

El hijo del militar fue herido en un pie y también se encuentra estable, según la Policía